Mimetismo

Publicado: mayo 1, 2010 en Uncategorized
Los peces, al igual que otras muchas especies de animales, utilizan el mimetismo como sistema de seguridad, tanto para esconderse de sus depredadores como de sus presas.
El mimetismo es la capacidad que tienen algunos animales para confundirse con el medio en el que viven, o bien para tener la imagen de un animal más fuerte ante su depredador. El fin con que el mimetismo se lleva a cabo es el de conseguir presas con mayor facilidad o el evitar ser cazado.
Otro sistema de seguridad que no lleva en su base el mimetismo es el de los animales venenosos o con mal sabor. Suelen advertirlo a los depredadores con vivos colores, normalmente combinando el negro con otro color, como hace la mariquita, el pez escorpión y el pez cofre, entre otros.
Algunos peces han adoptado el color del medio en el que viven. Otros, sin embargo, se adaptan, en pocos minutos, al color del ambiente en que se les coloque. Éste es el caso de la platija, capaz de poner su piel a cuadros blancos y negros si se la pone encima de un tablero de ajedrez.
Cuando un pez necesita confundirse con el medio ambiente para pasar desapercibido o semejar un objeto de dicho medio ambiente, utiliza varios recursos relacionados con el color y su posibilidad de modificarlo.
En algunas especies ese cambio de colorido puede tardar algunos segundos, en otras varios minutos y hasta se da el caso en que ciertos tiburones tardan varios días.

Debido a su camuflaje, el pejesapo es difícil de encontrar y más aun de identificar. Individuos de la misma especie son de colores completamente diferentes. Y para hacerlo más difícil, un pejesapo puede cambiar de color en pocos días o minutos. Puede mimetizar algunos objetos de su alrededor como esponjas, rocas, corales, tunicados, cambiando a otro color o mediante manchas, rayas y franjas. Ejemplo pez escorpion



Un segundo tipo de modificación del colorido lo podemos definir como cambio morfológico y se produce, por ejemplo, cuando un pez vive por un tiempo más o menos prolongado en un ambiente inadecuado a su color. Por ejemplo, si un pez de fondos limosos y oscuros se ve obligado a vivir en un fondo pedregoso y claro. Respondiendo al estímulo ambiental el pez aumentará o disminuirá su pigmentación, oscureciendo o aclarando el color de su piel.

El colorido, los dibujos del cuerpo, los ocelos y manchas dependen de la especie y del lugar donde se habite. Esto explica la razón por las cuales muchas especies de diversos géneros tienen colores básicos semejantes. Siendo los colores típicos de una especie una señal para identificarse, sobre el color básico (por ejemplo amarillo), se modifican los dibujos en formas de listones verticales u horizontales, rayas o manchas, que si bien pueden ser los mismos en varias especies, no son idénticos.
Capoeta tetrazona

Puntius nigrofasciatus

Un ejemplo serían los barbus, donde Capoeta tetrazona posee color básico amarillo y listones verticales negros. El Puntius nigrofasciatus tiene el mismo color básico, los mismos listones verticales negros, pero su distribución es diferente. Otro tanto ocurre con el Capoeta partipentazona, etc. Esto le permite mimetizarse a cada grupo de individuos en forma similar, pero no existen posibilidades de que miembros de una especie se confundan con los de otra parecida.



Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s